Una vez finalizado el tratamiento con brackets es necesario colocar una retención tanto en los dientes superiores como inferiores para que estos no se muevan. La retención nos va a servir para mantener la posición ideal que hemos conseguido con el tratamiento.

La retención puede ser fija o removible, ambas van a tener la misma función, la diferencia entre una y otra es:

- La retención fija consta de una barra metálica que va pegada en la cara lingual de los dientes (en tu caso en la arcada inferior y pegada a los caninos) no puede despegarse y no requiere mayor cuidado que cepillarla cada vez que te cepilles los dientes.

- La retención removible consta de una funda transparente que se adapta perfectamente a la forma de tus dientes pues es hecha a medida y es de "quita y pon". Estos retenedores requieren un cuidado adicional a los otros y se deben retirar para comer.

 

La elección de colocar un tipo de retención u otra reside en el experiencia y gustos del doctor, eso no quiere decir que una retención sea mejor que otra ni que vaya a ser más o menos efectiva.

La pregunta que todos nos hacéis es, ¿Y cuánto tiempo tengo que tener puesta esta barra? ó ¿Cuánto tiempo tengo que llevar este aparato? a lo que nosotros contestamos: Tanto tiempo como quieras mantener los dientes como el primer día después de retirar el aparato.


Cuidados de los aparatos removibles

La pauta de los aparatos removibles son establecidas por el doctor, por norma general, los tres primeros meses deben estar colocados todo el día y toda la noche y retirarlos únicamente para comer. Pasados estos cuatro meses, la pauta será únicamente nocturna. No debes tomarte estas pautas libremente, ha de ser el doctor quien te las establezca, de lo contrario los dientes se moverán.

 

  • Siempre que el aparato no esté en la boca, debe estar en la caja destinada a dicho fin.
  • Nunca envuelvas en una servilleta el aparato, por un despiste puede terminar en la basura.
  • No te metas el aparato en un bolsillo, si te sientas lo partirás.
  • Cada vez que lo retires de la boca, lávalo con agua clara y tu cepillo de dientes SIN PASTA. La pasta abrasiona el plástico y lo hace más retentivo a la saliva.
  • Si tu aparato empieza a tomar color y a oler mal, es debido a la saliva seca, puedes usar un líquido desincrustante como es KIN ORTHONET desincrustan SEMANAL (disponible en farmacias).
  • La manera ideal de quitarte el aparato es tal y como te explicamos el día que te lo entregamos: Nunca tirar con los dedos de la parte delantera, siempre usar dos dedos índices, ambos en el mismo lado de la arcada, uno por el paladar y otro por la parte de la mejilla para hacer palanca y poder sacar el aparato.
  • Si se rompe el aparato, has de llamar a la consulta lo antes posible para que te podamos hacer uno nuevo, es importante que vengas.

En ocasiones la dejadez y pereza hacen que nuestros pacientes no se pongan el aparato removible y como consecuencia, los dientes se descoloquen y a los años hayan tenido que pasar de nuevo por los brackets. Desde la Clínica Bernal te animamos a que seas constante y a que no eches por tierra todo el esfuerzo que te ha costado el tratamiento.

  • últimos tweets